Mundo | 17/03/2020 08.55

COVID 19 Uruguay cerró las fronteras con Argentina para evitar la circulación del coronavirus

La medida no afectará a pasajeros uruguayos y extranjeros residentes en Uruguay y tampoco cargamento de bienes ni ayuda sanitaria.

Lacalle Pou anunció el cierre de fronteras con Argentina

Lacalle Pou anunció el cierre de fronteras con Argentina

-

El presidente de Uruguay, Luis Lacalle Pou, anunció este lunes el cierre de las fronteras fluviales, aéreas y terrestres con Argentina en procura de evitar la propagación del coronavirus.

Uruguay fue uno de los últimos países de Sudamérica en registrar casos de personas con COVID 19, pero en las últimas horas se había informado que ya se detectaron 29 enfermos.

El cierre de las fronteras con Argentina comenzó a regir a las cero de este martes.

El gobierno uruguayo detectó que personas que se encontraban en la Argentina y no podían volver a sus países por las medidas restrictivas impuestas por el presidente Alberto Fernández, viajaban a ese país para poder retornar.

La medida no afectará a pasajeros uruguayos y extranjeros residentes en Uruguay y tampoco cargamento de bienes ni ayuda sanitaria.

Lacalle Pou, al hacer el anuncio de la medida, dijo que aprovechaba para “exhortar una vez más” a los uruguayos “que todavía no han tomado conciencia de la situación” a que lo hagan, informó el diario El País.

También pidió a las personas mayores de 65 años que “se queden en sus casas, porque son aquellos más expuestos al contagio” y llamó a “minimizar” las “relaciones interpersonales” durante estos días. 

El secretario de la Presidencia de Uruguay, Álvaro Delgado, informó que únicamente se permitirá el aterrizaje de vuelos provenientes del extranjero en los aeropuertos de Carrasco y Laguna del Sauce, y que todos los puertos deportivos del país quedarán clausurados, a excepción de los de Carmelo, Colonia, Montevideo y Punta del Este. 

El ministro de Salud Pública, Daniel Salinas, aseguró que los 29 afectados se encuentran estables y precisó que en general presentan pocos síntomas y la “enorme mayoría” transcurre la enfermedad en sus casas.